martes, 11 de enero de 2011

Abandonamos la cuna


Ayer, la mamá vaca hacía una entrada en su blog hablando del colecho, parecía hecho para mí que estaba en momento de tomar decisiones y me ayudó a tomarla. Muchas gracias.

Esta mañana hemos quitado la cuna de nuestra habitación y la he cambiado por una cama, que también la he puesto en nuestra habitación, pegadita a la nuestra. Tengo suerte de tener espacio en la habitación para ponerla.

¿Cómo era nuestro día a día?

Llega la hora de ir a dormir. Acher por lo general no pone resistencia, a las ocho y media o las nueve está agotado. Nos vamos a dormir.

Lo cojo en brazos o lo coge papá, nos "damos" besos de buenas noches y nos vamos a la cama grande de papá y mamá. Mamá le da teta hasta que se duerme y espera un ratito a su lado hasta que lo ve dormido del todo y pasarlo a la cuna que está al lado. Son las nueve de la noche. Pero hay veces que mientras mamá espera a que Acher esté bien dormido, se duerme también ella.

A las once y media o las doce de la noche, como muy tarde, ya se oyen unos lloros...entre llanto y llanto...¡mamá, mamá! Acher de pie, agarrado a los barrotes de la cuna. Mamá deja de inmediato lo que estuviera haciendo y aunque antes intenta ponerle el chupete a Acher, el 99% de las veces acabamos en la cama otra vez dando teta. Teta un rato y se queda dormidito. Si lo intento pasar a la cuna se despierta y llora, no quiere. Últimamente ya ni lo intentaba. No nos fiamos de dejarlo solo en la cama, solo hay barandilla en un lado, y por tanto o papá o mamá, o los dos, se van a dormir con él.

Acher todavía se despierta varias veces por la noche, necesita la teta de mamá para volverse a dormir. Estamos hablando de despertarnos 3, 4 ó 5 veces en una noche. De verdad que estos despertares no se me hacen duros, porque teta y nos dormimos rápidamente. Se nos ha hecho un poco duro compartir una misma cama los tres, es de 1,50, pero Acher no encuentra su espacio. Se coloca de mil formas, normalmente está entre los dos, pero le gusta ponerse al cruzado, por lo tanto papá en un extremo de la cama, de lado; y mamá en el otro... Otras noches se va al fondo de la cama, porque supongo que nosotros le debemos agobiar...y claro, me da miedo que se caiga. 

En fin, que hemos tenido 17 meses para acostumbrarnos y no hay manera.

En algún momento me he llegado a plantear cambiarlo a dormir a su habitación, pero no lo veo preparado a él ni tampoco a mí. Es así. Y sobre todo por comodidad, porque para dar la teta no hay nada más cómodo que estar juntos.

Al leer la entrada de mamá vaca, me acordé que hace unos días también escribió una entrada respecto al colecho la mamá de David, en su blog Creciendo con David, donde nos explicaba su experiencia poniendo una cama de 90 al lado de la de ellos...¡Eso es lo que necesito!

Decisión tomada y hecha. Ayer por la noche se lo comenté a Josemi y le pareció bien. Esta mañana he hecho el cambio y hoy hemos abandonado la cuna definitivamente. Ya tenemos su cama bien pegada a la nuestra. Nos ha cabido fenomenal y espero que lo disfrutemos.


No espero ningún milagro. Supongo que se despertará también a menudo, pero por lo menos cuando estemos durmiendo dormiremos mucho mejor.

Muchas gracias a mamá vaca y a la mamá de David, me habéis ayudado a tomar esta decisión.

8 comentarios:

  1. De nada Inma! espero que disfruteis mucho. Para nosotros ha sido una estupenda idea y nos resulta muy comodo. Espero que vosotros tambien lo disfruteis!

    ResponderEliminar
  2. Uf, nosotros estamos en proceso de decisiones también...Dormimos los 4 en una cama de 1'35 y una cuna en sidecar, con lo que son poco menos de 2 metros, en principio genial, hasta que mi hijo Pablo se cayó en dos ocasiones de la cuna, se escurrió por la parte de los pies de la cuna, no sé si me explico...y es que este crçio se mueve muuuuuuucho, ya desde la barriga...Desde entonces, hará cosa de un mes, dormimos los 4 en 1'35!!! y no podemos más, la verdad. No sabemos muy bien qué hacer. Cambiarles a su cuarto descartadísimo, no creo que quieran, y nosotros, desde luego, no queremos, son muy chicos!!! El padre propone comprar una base y un colchón de 2 metros y ponerlo en el suelo, a mí dormir tan bajo no me convence, ni la cama grande sin más, porque creo que se caerían, y además, se une la complicación de uq eellos no pueden dormir juntos, porque se despiertan, dormimos cuna en sidecar(vacía)-nene-papá-mamá-nene-pared, o, las más de las noches, papá-nene-mamá-nene-pared, las más de las veces....alguna sugerencia???

    ResponderEliminar
  3. Loleta, cuánto tiene tu habitación de ancho? ¿Cuánto podéis ocupar?

    Te entiendo perfectamente, porque si yo estaba agobiada con 1,50 de cama y 3 personas...no me quiero imaginar 4 en 1,35!! Uff!

    Nosotros esta noche pasada, que ha sido la primera que Acher ha dormido en su cama, al lado de la nuestra, ha sido estupenda. Claro que se ha despertado, pero teta y se vuelve a dormir. Lo importante es que luego podemos dormir perfectamente, cómodos y sin golpetazos por todos lados. Esta noche para mí ha sido maravillosa!! Toma una decisión pronto, que seguro que el cambio será a mejor. Dime cuánto es de ancha tu habitación.

    ResponderEliminar
  4. Ana, gracias de nuevo, esta noche ha sido maravillosa!! Espero que siga así, qué comodidad dormir con espacio, jeje

    ResponderEliminar
  5. pues nosotros podríamos ocupar como 2x2, o a lo sumo, 2,2x2, que si no no podría acceder al armario. Lo malo es que claro, con dos peques es todo un poco complicado...tenemos una barrera, que usábamos antes, pero ahora, al poderse poner de pie los niños, pues es complicado, porque se pueden "tirar por la borda", me encantaría que supieran bajar solos de la cama, que no se tirasen, pero no confío en que no ocurra un accidente si no dormimos "apretujaos". La verdad es que hasta que los nenes comenzaron a moverse tanto, con la cuna sidecar nos apañábamos genial...peor bueno,la verdad es que hay que ir decidiendo algo...

    ResponderEliminar
  6. Loleta, ¿y si pones la base que dice el padre, pero aprovechando el colchón que tenéis y añadiendo otro de 80 ó 90 cm.???? Yo incluso los "cosería" de alguna forma y de esta forma ganáis más aún que los 2 metros, podéis tener 2,15 ó 2,25 que está muy bien. Lo mismo lo podríais hacer con la misma cama que tenéis, pero por lo que dices te da miedo que se caigan, no? Siendo que estáis los 4, y que los niños duermen en los extremos, un lado supongo que estará pegado en la pared y en el otro la barrera, no?, de esta forma no hay tanto peligro para que se caigan. Pero el riesgo siempre está, claro; si podéis poner la base cerca del suelo, yo sí que me lo plantearía, estarás mucho más tranquila.
    Uff, qué complicado, verdad? Jo, es que con 4 es diferente!!

    ResponderEliminar
  7. CONSEGUIDO!!!!!!!! al final, me dejé convencer por la comodidad, y la tranquilidad...y colchones al suelo!!!! Con las bases tapizadas, hemos hecho una especie de "tatami", y también hemos puesto una alfombra mullidita (made in IKEA) y hemos comprado un colchón de 110 cm, así que unido al nuestro de 135 cm, esto sí que es una pedazo de cama, no??? jajajajaja dormimos súper bien ahora, casi siempre yo en la de 135 con un peque a cada lado, peor muchas veces, papi con uno en la de 135 y yo con otro en la de 110. lo bueno de que los dos duerman conmigo en la de 135 es que puedo hacer excursiones a mi nueva "cama conyugal" jajajaja

    ResponderEliminar
  8. Loleta, cómo me alegro de que lo tengas solucionado, supongo que habréis ganado muchísimo. Yo estoy super contenta, ojalá hubiera puesto la cama antes...un día llegó a dormir 9 horas seguidas, increíble, no me lo podía creer. Fue un día solo, pero el resto de días también hemos dormido mucho mejor, menuda comodidad. A disfrutar de las noches!!

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu comentario.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...