lunes, 6 de junio de 2011

Encuentro familiar... empezamos con vergüenza!

Domingo por la mañana, encuentro familiar... nos hemos juntado todos mis hermanos y mis padres, cada uno o dos meses lo podemos hacer y me encanta. 

Un pequeño ratito de coche, afortunados, deleitados con una estupenda estampa de cigüeñas (sólo llevábamos la cámara de fotos de batalla...pero se aprecian)


Llegamos. Me gusta que Acher esté con nuestra familia, que los empiece a llamar por su nombre, que sonría con ellos, que se parta de risa, que abrace a sus primos, que juegue, corra, comparta espacios, juegos y juguetes, que se tiren por el suelo, que se mojen...

Siempre llega con una gran vergüenza, baja del coche en brazos de mamá, cuando lo bajamos se agarra a mis piernas. Van llegando los yayos a saludar, sus primos... él gira la cabeza. Necesita su tiempo. Poco a poco se hace con Laika y Linda, las dos perras. Poco a poco se empieza a reír con alguien, pero sigue queriendo estar abrazado. Poco a poco. Eso es lo que quiere.

¡Sorpresa! Su primo Rafa rápidamente nos ha llevado para que viéramos un nido con dos pajaritos recién nacidos y un pequeño huevo... ¡Qué preciosidad!



Tímidamente los hemos descubierto, poco ratito para respetarles su intimidad y su espacio.

Acher ya me indica dónde quiere ir, a ver las gallinas y el gallo... ¡cómo no! Visita obligada. Allá que vamos. Ahora es su prima la que nos hace de guía y él ya encantado. Suelto. Sin vergüenzas. Ya ha llegado su momento. 

Extrañado de ver al gallo en la caja... lo llamaba sin parar. El pobre está enfermo. En cuanto las gallinas se han acercado más de lo normal... Acher empezaba a correr, huyendo, no le dan confianza. Le encanta verlas, pero a distancia.

Hemos dado un paseo por el huerto de mi hermano, lo tiene espectacular. Nosotros siempre vamos más tardanos con el huerto y en estas épocas nos dan envidia sana los que ya están recogiendo las primeras producciones. Paciencia. Paciencia. 


Acher ya está en su salsa. Ya ha reconocido parte del territorio, pero quiere a sus referencias, papá y mamá, siempre al lado. Jugamos un ratito y a comer el primero, por si luego se quiere echar la siesta (ayyyy, ilusa de mí). 

Luego comemos los mayores y Acher se queda con sus primos; dos son más mayores de once años y se hacen responsables. Me encanta verlo con ellos. De vez en cuando entra a visitarnos o salimos a verle, está feliz jugando con todos ellos. 




De dormir siesta ni hablar. 

Acabamos de comer y salimos fuera de nuevo. Disfruta también con los mayores, con tíos y abuelos. Un placer verlo asi de feliz con todos ellos.

Con el yayo en el columpio...
Con su tía llevándole en la bici de su prima... ¡qué pasión tiene Acher por las bicis!
Dejándose pasear por su tío en el carro...¡casi 20 minutos de reloj! Empeñado en que durmiera la siesta... Acher super relajado, eso sí...
Relajado como el que más...pero de dormir siesta ¡ni hablar!
Riendo con las payasadas de unos y otros... Aquí su tía haciendo algunas acrobacias...
Y con mamá y papá, claro... ¡que estamos aquí!




Me encanta los lazos de unión que se reviven en un día como estos. Acher cada vez disfruta más con sus primos, está encantador, ríe y se le ve muy feliz. Y eso a mí me hace también más feliz cada día.


Llegamos con vergüenza, con respeto y tiempo la va superando. Ha pasado un día magnífico...la vergüenza se ha quedado en veinte minutos de reloj, el tiempo que ha necesitado. Respeto y tiempo.

14 comentarios:

  1. Precioso día, y qué recuerdos para el crío. Un beso

    ResponderEliminar
  2. Que bien lo pasasteis¡
    Soy de la misma opinion, quiero que pitufo crezca con su familia cerca, todas las semanas hacemos por vernos, Pitufo disfruta muchisimo con sus primas, tios y abuelos, y yo disfruto viendole disfrutar¡

    ResponderEliminar
  3. Si es que todo se consigue con tiempo y si a eso le añadimos respeto por sus sentimientos ...

    Una entrada tan "Simple" y me ha encantado.

    ResponderEliminar
  4. Pero que bien lo habéis pasado!!...no hay nada mejor que juntarse con la familia y pasar el día, sobretodo si no los tenéis cerca ;D

    ResponderEliminar
  5. Que día tan divertido!!! Es genial verles jugar y disfrutar de la familia!!! A mis hijos les encanta las reuinones familiares... se lo pasan en grande jugando con sus primos!!

    ResponderEliminar
  6. Que envidia, adóptame que tu familia mola tanto o más que tú!!

    ResponderEliminar
  7. Que bonito, que bien que podais disfrutar de esa familia tan maravillosa. En mi caso, mis papis están separados y mi hermano de momento no se lanza a tener niños. Por parte del papi, las cosas no están pasando por su mejor momento. Una pena porque la gordi tiene varios primos de su misma edad... en fin. Un besazo!

    ResponderEliminar
  8. Está genial que disfrute tanto con la familia, los míos también :) Y la vergüenza es normal aunque no todo el mundo lo entienda, todo requiere su tiempo :)

    http://avecesmujersiempremama.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  9. Me ha encantado la foto del furtbolín!!,.desinhibido y compartiendo,... se lo habrá pasado en grande. Besos

    ResponderEliminar
  10. Se nota que lo habéis pasado genial! Me encantan los días familiares y si es en el campo ni te cuento... Nosotros los domigos los pasamos siempre en familia y Mar se entretiene tanto que se olvida hasta de mamar!!! Corre arriba y abajo, se ensicia... Que privilegiados son nuestros pequeños de poder disfrutar todo esto! Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Esa reacción es muy normal en los niños. No hay que abasallarles sino como, muy bien has hecho, respetar sus tiempos. Bravo por el pequeño!

    ResponderEliminar
  12. Que gracioso Acher subido en la caja para llegar al futbolín, los nenes estos días así los disfrutan mucho y más cuando hay más niños. Un besazo

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu comentario.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...