jueves, 13 de octubre de 2011

Días intensos y bien aprovechados en familia

Aprovechando que el miércoles era fiesta (el Pilar), el martes al acabar de trabajar fuimos a buscar a Acher a la escuela infantil, cogimos el coche y nos fuimos directamente a ver a los abuelos maternos y pasar la tarde con ellos. 

Hacía un día estupendo, primaveral o veraniego, vimos a los olivos enfermos, corrimos por el césped, jugamos, reímos... Acher estuvo muy simpático y gracioso.

Jugar a baloncesto con papá y volteretas con mamá...


¿Una manguera? ¡me la pido!


También compartió sus ratitos con el abuelo... ¡excelente olor a menta!


¡Y nos demostró lo bien que sabe hacer la rana!


Antes de que se hiciera de noche y con los mosquitos activos como en verano, nos metimos en casa a cenar un poco y después marcharnos a casa.

La luna nos acompañó durante todo el viaje mientras Acher dormía tranquilamente en el coche... Una bonita luna llena que nos acompaña estos días... ¡hay que aprovecharla!


Llegamos a casa y Acher directamente a la cama y mamá con él, me quedé totalmente dormida.

Eso sí, al día siguiente a las siete de la mañana, sí, sí... ¡las siete de la mañana! ya estábamos mamá y Acher levantados... ¡persiana, persiana! ¡jugar, jugar! Como yo ya estaba bien dormida, me levanté con él y dejamos que papá durmiera un poquito más.

Una mañana intensa de juegos en su cuarto...

Un juego detrás de otro, intentando que los recogiera...


Música en vivo y en el CD...


¡Y la primera vez que jugábamos con los ojos tapados!... estuvimos muy poquito rato, una primera experiencia. Él se los tapaba y venía hacia mí siguiendo los sonidos que yo le hacía...


Luego al revés!!


Desayunamos con calma, vimos un vídeo (ya estaba agotado!) y nos marchamos a Zaragoza, casi a las once de la mañana, día grande para muchos, la fiesta del Pilar.

Cogimos el tranvía de Zaragoza por primera vez, está hace poco y todavía no habíamos subido... A Acher al principio le agobió muchísimo, se puso a llorar, había mucha gente. Al final le gustó mucho, eso de ir en "tren" era diferente!


Nos fuimos a ver los chiringuitos... Se estaba fenomenal porque había muy poca gente, era la ofrenda y mucha gente va para allí.
Compramos unas babuchas de piel para Acher, para ir calentito por casa.

Hicimos una parada en un pequeño parque de juegos... y después de nuevo en la mochila para ir a casa de los abuelos paternos, después del madrugón no tenía muchas ganas de andar.

 
¡Y a casa de los abuelos paternos a comer! Jugar, comer, jugar... ¡y siesta! Acher y mamá, juntitos en una pequeña cama, dormiditos durante casi tres horas... ¿no está mal, no?

Después más jugar, con su tía, con Elvira, con la abuela... ¡Cómo disfrutan todos!


Después de levantarnos casi a las siete de la tarde, ya no fuimos a ningún sitio... Se nos hizo algo tarde, hoy es día de trabajo... ¡qué pereza! ¡Dos días para el fin de semana!

Fin!

14 comentarios:

  1. Huy, qué día tan intenso y bien aprovechado!! Eso sí, yo lo de levantarme a las 7 lo llevaría fatal!! Menos mal que Valeria es de levantarse más bien tarde....

    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Bonita foto la primera y cuantooooo da de si un dia que Acher!!!! por dios acabe agotada de imaginarmelo!
    Un beso

    ResponderEliminar
  3. Menudo dia mas largo y mas completo.... aprovechasteis bien la tarde del martes y el dia del miercoles, entre abuelos y festejos... agotaditos...

    ResponderEliminar
  4. qué buen día pasasteis!
    eso si.. a Acher no se le va a hacer tarde...jajaja
    Le gustó jugar con los ojos tapados?? no se abobió??

    ResponderEliminar
  5. Menudos días!! que largo!! me muero si me levantan las niñas a las 7!!

    ResponderEliminar
  6. Que dias mas grandes, en familia y compartir todo. Dicho esto, jamas he montado en el tranvia, es que... ni me llama la atencion hacerlo.

    un saludo:)

    ResponderEliminar
  7. Nosotros también tenemos algún día de las 7 de la mañana y ya no sabes que hacer para entretenerle! que buen dia pasasteis.

    ResponderEliminar
  8. Qué tiempo tan bien aprovechado y qué bonito disfrutar en compañía de los que más queremos y nos quieren. Me alegro de que pasarais un buen día y pico de fiesta.
    Besotes!

    ResponderEliminar
  9. A veces desearía que el peque se despertase algo más temprano, no a las 7, pero sí algo, pues hay días que hasta las 10 remolonea en la cama y después se nos hace el dia muy corto...
    Por cierto, ¿consigues que Acher recoja los juegos? Si lo haces, serás mi ídolo. A mí me mira con cara de "bicho", me sonríe y me dice: -Tú, mamá!
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  10. Qué bien aprovecháis el tiempo! En nada finde! Besikos!!

    ResponderEliminar
  11. Me ha gustado muchísimo la entrada en muchos aspectos; por como van apareciendo los acontecimientos; por las fotos, preciosas todas y algunas muy sorprendentes como la de la luna; por el redactado y como transmites lo que sientes y expresas y, sobretodo, por como sabéis disfrutar y vivir, intensamente, estos momentos tan mágicos que nos regala la Vida cuando damos Gran Valor a lo pequeño y sencillo y sabemos apreciar y amar lo que nos envuelve y rodea! Besos sinceros!

    ResponderEliminar
  12. Como os cunden los días!! claro que desde las siete despierto es normal... el mio hasta las nueve y media o diez no es personita... por eso los dias de cole le cuesta despertarse horrores y eso que se acuesta a las nueve y poco

    ResponderEliminar
  13. Madre mía que genial todo, pero corroboro a las compis si a mi mis churumbeles me despiertan a las siete un fin de semana me muero je je aunque la verdad es que se aprovecha el día

    Un abrazo :)

    ResponderEliminar
  14. que dia mas aprovechado¡¡¡ claro jaja desde las siete¡¡¡ las siete¡¡ si no salio el sol todavia...

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu comentario.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...